22 de mayo de 2024 en Buenos Aires

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Crea. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Congreso CREA 2022: Cómo crear organizaciones bellas

En el Congreso CREA 2022, la investigadora Raquel Sastre desarrolló el concepto de belleza para referirse a empresas atractivas para los nuevos talentos.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Crea. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Es preciso crear "organizaciones bellas" para hacerlas atractivas a las nuevas generaciones y consolidar la continuidad de las empresas. Así lo aseguró la investigadora Raquel Sastre durante el Congreso CREA 2022, que se está desarrollando hasta mañana viernes en la Rural de Palermo (CABA) con el lema "Ampliá el campo de tu mirada".

"En un contexto como el que vivimos en nuestro país, es valiente animarse a pensar en las organizaciones, siempre es bueno animarse hacer una introspección", dijo Sastre, que es doctora en Filosofía por la Universidad de Navarra y doctora en Administración de la Pontificia Universidad Católica Argentina (UCA), autora de varios libros sobre dirección de empresas y además de todo es productora agropecuaria. Y luego lanzó algunas preguntas para disparar la reflexión: ¿Para qué tengo que cambiar si me va bien, si mis balances están maravillosos y la gente que trabaja conmigo está feliz?

"Una posible respuesta es: para ganar atractividad. ¿Para quienes? Para las nuevas generaciones, los nuevos talentos, para atraerlos y para retenerlos", dijo.

Según Sastre, estamos habituados a hablar de la belleza de las personas y de la belleza de las cosas, pero, ¿por qué una sembradora puede ser bella y no la empresa que la fábrica?

Para profundizar el análisis, en sintonía con el lema del Congreso CREA, Sastre propuso "ampliar la mirada", no analizar en términos de causa y efecto sino en tres dimensiones de tiempo: el pasado (la cultura, la historia, las leyes), el presente (lo que hacemos ahora, las tácticas que elaboramos, las acciones que realizamos) y el futuro (cómo lo hacemos, hacia dónde vamos, cuál es el propósito)

"Si analizo mi organización teniendo en cuenta estas tres dimensiones, ¿cómo hago para descubrir la belleza en eso? ¿Qué significa una organización bella? Aquella –explicó Sastre– en la cual existe armonía y coherencia entre estética y estrategias, ética y evaluaciones y, finalmente, lógica y propósitos".

¿Qué significa una organización bella? Aquella en la cual existe armonía y coherencia entre estética y estrategias, ética y evaluaciones y, finalmente, lógica y propósitos. ¿Qué significa una organización bella? Aquella en la cual existe armonía y coherencia entre estética y estrategias, ética y evaluaciones y, finalmente, lógica y propósitos.

La estética, en dicho marco conceptual, refiere a las formas de hacer las cosas, el trato y la manera de relacionarse con los otros, mientras que la ética –como su nombre indica– es el concepto relativo a definir los valores presentes en una organización. La lógica, en tanto, se relaciona con los principios que guían la acción de los directivos de la empresa, explicó la doctora.

Luego remarcó que la armonía se puede lograr más allá del tamaño y las condiciones de la empresa o la organización, pero que hay que ser conscientes de ellas. "Si no tengo conexión con internet, no puedo pretender dedicarme a desarrollar software", ejemplificó.

"Hay una necesidad de ampliar el campo de la mirada, no concentrarme todo el tiempo en el aquí y ahora, ver a la organización como algo vivo y buscar el tipo de belleza más adecuado. Imaginemos dos estudios de ingenieros agrónomos que asesoran a productores. Uno asesora a pequeños productores y otro a grandes pooles de siembra. Los tipos de belleza no son los mismos, las características serán diferentes. Entonces hay que preguntarse qué estrategias están en línea con el propósito", explicó Sastre.

En cuanto al contexto, afirmó que el objetivo debe ser lograr que la empresa sea sustentable y sostenible, y destacó que hay una metodología para guiar el pensamiento y encontrar la tipología ideal para cada organización.

Sobre el final, Sastre propuso hacerse tres preguntas. En primer lugar: ¿la belleza no es algo subjetivo? Lo que para mi padre es bello, ¿debería serlo también para mí?. La belleza como concepto es subjetivo, pero los atributos no, los atributos son objetivos", dijo.

La segunda pregunta fue: si tengo éxito y gano mucho dinero ¿para qué preciso que mi organización sea bella? "Lo que se entiende por éxito puede ser algo coyuntural, sincrónico, en cambio la belleza es diacrónica, trasciende, es lo que hace que los jóvenes se sientan más atraídos. Que puedan aprender, que se los escuche...", remarcó.

La belleza es diacrónica, trasciende, es lo que hace que los jóvenes se sientan más atraídos. Que puedan aprender, que se los escuche... La belleza es diacrónica, trasciende, es lo que hace que los jóvenes se sientan más atraídos. Que puedan aprender, que se los escuche...

Y en tercer lugar, preguntó: ¿Por qué las peculiaridades del sector agropecuario impedirían la construcción de una empresa bella? Al respecto, arriesgó una respuesta: "Un impedimento potente es el no pensar, el seguir haciendo las cosas de una manera mecánica". A modo de despedida, Sastre dejó una reflexión del filósofo Jaime Nubiola: "Quienes se limitan a repetir lo pensado por otros renuncian a vivir de estreno su vida. Vivan de estreno", dijo Sastre.

Dejá tu comentario

Contenido Relacionado