13 de mayo de 2024 en Buenos Aires

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Crea. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Carinata: una experiencia en primera persona

Testimonio de una empresa de la región CREA Norte de Santa Fe que viene sembrando el cultivo y este año repetirá la experiencia.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Crea. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Una empresa del CREA Margarita Campo Alemán (región Norte de Santa Fe) sembrará por cuarto año consecutivo el cultivo de carinata (Brassica carinata) en el marco de un contrato con una empresa que, además de proveer la semilla, garantiza la compra de la totalidad del grano cosechado.

La carinata, que se exporta en su totalidad a Europa, se emplea para obtener un aceite no comestible usado para elaborar biodiésel y aditivos para combustibles, además de harina para alimentación animal.

“En la primera campaña logramos obtener un rendimiento promedio de casi 1200 kg/ha, pero en los siguientes dos ciclos el mismo fue de 960 y 860 kg/ha”, comenta Javier Rossi del CREA Margarita Campo Alemán.

“Este año planeamos sembrar 135 hectáreas de carinata. El cultivo se destina a los lotes del establecimiento que cuentan con menor potencial agrícola”, añade Javier, quien gestiona la empresa junto a su hermano Julio.

carinataflor.PNG

El protocolo de producción del cultivo diseñado por la firma Nuseed establece que el lote por sembrar con carinata no debe registrar residuos de herbicidas inhibidores de ALS no PPO porque es muy sensible a los mismos. Por otra parte, los lotes con presencia de crucíferas no deben ser destinados a carinata.

La densidad de siembra es de 4,0 kg/ha de semilla con el propósito de lograr al menos 90 a 100 plantas/ha. En lotes con cobertura la utilización del barrerastrojo es importante para una buena implantación.

Se trata de un cultivo que genera una gran alelopatía, con un gran desarrollo radicular y una roseta que cubre el 100% del suelo y no permite prácticamente el nacimiento de malezas. “En los últimos años, con las restricciones hídricas, hubo algunos escapes de malezas, pero nada que resulte muy significativo”, comenta Javier.

carinata.PNG

Requiere una elevada demanda de fósforo y azufre, pero en el caso del nitrógeno el contrato establece que no puede superar una oferta total de 80 kg/ha de ese nutriente.

En los controles de malezas en presiembra y preemergencia se habilita el uso de trifuralina, clopyralid o clomazone, mientras que en postemergencia pueden emplearse graminicidas o clethodim (también clorpyralid, pero en dosis bajas).

Desde que comenzaron a producirlo, el cultivo no registró enfermedades ni ataques importantes de plagas; en la última campaña se observaron pulgones (Brevicoryne brassicae), pero en un nivel que no requirió pulverizaciones.

La carinata alcanza su madurez fisiológica con un 35% de humedad en grano. Se debe observar a la planta dividiéndola en tres tercios, donde el tercio inferior será la parte con predominancia de silicuas verde pálido, el tercio medio tendrá predominancia de granos color amarillo y el superior tendrá mayormente granos marrones. Los cultivares provistos tienen baja dehiscencia.

El cultivo se deseca con Diquat para cosechar en el término de una semana, lo que requiere estar muy atento a los pronósticos meteorológicos para evitar inconvenientes. Debe entregarse con hasta un 10% de humedad.

carinatacosecha.PNG

Las condiciones comerciales ofrecidas este año por Nuseed consisten en la provisión de semillas Nujet 400 (ciclo intermedio-largo) y Nujet 350 (intermedio) con valores de 300 y 320 dólares por bolsa de 20 kilogramos, respectivamente, si el contrato se firma antes del próximo 20 de abril. Luego de esa fecha los precios suben a 320 y 340 dólares por bolsa.

El precio de referencia es Colza MATIF menos 50 u$s/tonelada. En caso de que el rendimiento logrado sea inferior a 1200 kg/ha, se bonifica lo facturado por la venta de semilla.

La carinata, además de la posibilidad de obtener un ingreso en el tercer trimestre del año, contribuye a mejorar la estructura física del suelo porque cuenta con un sistema radicular pivotante con gran capacidad de ramificación para alcanzar napas profundas.

“Se trata de una alternativa invernal interesante para generar cobertura en el suelo, que permite también mejorar el control de malezas problemáticas; puede decirse que cumple la doble función de cultivo de renta como de servicio”, resume Javier.

carinataraiz.PNG

Dejá tu comentario

Contenido Relacionado